bombilla-klHB-U202147001294sdC-575x323@Ideal

2 años contando. Es lo que hay.

“El Gobierno de Sanse le sube el sueldo un 25% a tres concejales”.

Así arrancó Esloquehay el 15 de febrero de hace ya dos años. Esta fue la primera noticia de portada. Esta  fue una pista, desgraciada, sobre lo que serían los derroteros del gobierno del lugar donde habitamos.

Muchas otras informaciones, opiniones, comunicados, titulares han pasado por estas páginas, unas páginas abiertas a la libre expresión, tan perseguida en estos días, a la información veraz tan escamoteada en los mass media sujetos a nómina.

735 días de vida, 832.254 visitas, 288.123 visitantes, 818 publicaciones, 21 firmas, y un incontable impulso que no cesa, como el rayo del poeta, el compromiso por informar.

Desde el final concebimos el principio. El reto de formar parte de una colectividad que actúa, interviene y decide en igualdad, con libertad, desde el conocimiento. Y conocer necesita de ventanas de cristal por las que mirar, de espacios abiertos a la expresión rigurosamente libre, de información que construya el relato de nuestros días y de la historia, para estimular el espíritu crítico y participativo.

Una tarea, unos esfuerzos personales y colectivos, para no vender nada, para no incitar a compra alguna, tan solo para ofrecer un espacio donde la información fluya, y lo hagan también los pensamientos, donde lo más cercano no pase desapercibido, y lo lejano se aproxime para enfocarnos la visión. Un espacio para el encuentro y la confluencia, para el debate, el acuerdo y el desacuerdo, para contar lo que hay y lo que queremos haya,…

Un espacio en un tiempo, el nuestro, nuestros días, nuestras horas, tan disputadas hoy a la vida. Un tiempo importante, cargado de cambios, frustraciones, pero también esperanzas, aprendizajes y sueños. Un tiempo comprometido, porque no solo sobrevivimos. Un tiempo, el mío, el tuyo, el nuestro, que compartido saca horas de la chistera para ofrecérselas al que las necesita, como los poemas de Neruda. Un tiempo, el nuestro, sobre el que queremos decidir.

Y limitado como nos lo tienen, el tiempo, en las fracciones de segundo que de cada instante de verdad son nuestras, hemos decidido quitar velos, humo, oscuridad, escondidas,… para que lo que hay se vea, y para que lo que pueda haber tenga luz.

Estáis todos invitados a compartir este espacio, Esloquehay.

Y felicito y agradezco a cuantos lo habéis hechos posible estos dos años. 

 

Noticias relacionadas