contradicción-41769295

Sanse Antitaurino: Crónica de una muerte anunciada.

Ante el reciente comunicado de Sanse Antitaurino, lleno de contradicciones, inexactitudes y parcialidad, ELQH publica la coherente respuesta de ex-miembros del mencionado colectivo sobre los motivos de su abandono y reorganización en una nueva alternativa.  

SANSE ANTITAURINO: CRÓNICA DE UNA MUERTE ANUNCIADA

o como vaciar de activistas un colectivo a golpe de pretender convertirlo en marca electoral

Por ex miembros de Sanse Antitaurino

 

Vaya por delante, dirigido principalmente a aquellos sectores taurinos de nuestro municipio, San Sebastián de los Reyes, y a aquellos que ocupan asiento en el Consistorio y que durante años han hecho y hacen una labor encomiable por convertir Sanse en un emblema del maltrato animal, y que por algún casual pudieran leer este escrito, que no se piensen ni por asomo que la amarga crónica que aquí se va a relatar va a suponerles una victoria que festejar. Si lo aquí relatado puede parecerles fractura o fracaso por nuestra parte desde ya les advertimos que se equivocan. Muy al contrario, los sucesos ocurridos nos llevan forzosamente a aprender de los errores y superar obstáculos, “soltar lastre”, mejorar en eficacia para construir un movimiento unitario más amplio y de mayor potencial a la vez que nos aportan un valor añadido de energía y constancia para trabajar por poner fin a todas las actividades vinculadas con la tauromaquia y el maltrato animal en nuestro, pese a todo, querido Sanse. No vayan a tener ustedes ni un ápice de duda en ello.

 

Quienes estas líneas suscribimos leemos, con estupor y, porque no decirlo, también un tanto de vergüenza ajena, un simulacro de comunicado que ha aparecido recientemente firmado por Sanse Antitaurino. A través de él quienes lo han redactado pretenden “aclarar algunos puntos”, y lo hacen a modo de declaración de intenciones, pero ocultando información a los vecinos, al movimiento antitaurino en general, a los medios, y a todos/as aquellos que durante los últimos 6 años han participado de una u otra forma y en un momento u otro en Sanse Antitaurino, sobre hechos de extrema gravedad sucedidos y no explicando nada de lo acontecido. Parece una huida hacia delante para salvar los muebles de algo que han convertido en ruinas más que hacer un ejercicio de reflexión y autocrítica frente a algo que, intencionadamente, se niegan a hacer ver. Hablan de rumores y comunicados aparecidos en las últimas semanas (véase http://www.esloquehay.es/sanse-antitaurino-fin/ )  como si algún ente maligno, extraño y ajeno, se hubiese encargado de emitir para dañar su marca, que al fin y al cabo es lo único que les parece interesar.

 

No señores/as, o mejor tendríamos que decir ex compañeros/as, porque no se les puede denominar en base a lo acontecido, de otra manera. Somos algunos de aquellos que nos hemos visto obligados a tener que abandonar un colectivo porque quienes hoy firman con las siglas de Sanse Antitaurino se han negado deliberadamente a acatar decisiones asamblearias, porque se han aprovechado del control antidemocrático de las redes sociales del colectivo para no hacerlo apropiándose de forma ilegítima de lo que no les pertenece. Somos nosotras/os si, los que hasta hace semanas éramos vuestros compañeros/as en las asambleas celebradas en la Plaza de la Fuente y del Centro joven de Sanse, que estos años habéis visto trabajar duro redactando los comunicados, organizando y acudiendo a protestas y movilizaciones, haciendo labores de portavocía para los medios, preparando carteles y pancartas, acudiendo a apoyar otras convocatorias antitaurinas vecinas, pegando carteles y pegatinas, compartiendo espacio, si nosotros. Más de la mitad de integrantes de un colectivo, que se dice pronto, más de una decena de personas, son los que han abandonado y ya no son participes del que ahora sólo es -vuestra marca en redes sociales- Sanse Antitaurino. Y nada de eso os atrevéis a mencionar en vuestro comunicado. Ni una referencia al tema, como si nada hubiera ocurrido y todo siguiera igual que siempre.

 

Mienten públicamente cuando afirman en su escrito que Sanse Antitaurino (en adelante S.A.) en la actualidad es independiente de cualquier partido político. Lo cierto es que en la fecha actual en ese colectivo permanecen tan solo una minoría de menos de nueve personas todos miembros del partido político “Si se Puede San Sebastián de los reyes”, en concreto de la autodenominada “Asamblea ciudadana Si se puede” dirigida y controlada por el concejal Julián Serrano Pernas. ¿Cómo puede haber independencia de un colectivo con respecto a un partido político sin que lo integre ni una sola persona ajena a él? ¿Por qué fue precisamente el mencionado concejal, su familia y miembros de esa plataforma política quienes se opusieron deliberadamente a cumplir lo acordado e incluso votado por mayoría absoluta en asamblea celebrada en segunda convocatoria el 13 de marzo? ¿por qué se negaron a publicar que el colectivo se desvinculaba de cualquier candidatura electoral en Sanse y Alcobendas para evitar la instrumentalización política? Son precisamente estas cuestiones lo que les ha hecho quedar en evidencia. A casi nadie que participe en un colectivo, antitaurino, animalista o de otra índole, le debe parecer mal declararse independiente y rechazar decantarse o apoyar a ninguna candidatura en las elecciones, precisamente para mantener su pluralidad y autonomía en la toma de decisiones. Pero a ellos, sospechosamente, les pareció algo muy grave que no estaban dispuestos a tolerar.

 

En el comunicado estos señores, continuando con su línea de apropiarse de lo que no les pertenece, se arrogan la autoría en exclusiva del trabajo realizado desde el año 2012 como colectivo. Un trabajo que por supuesto que en muchos aspectos ha sido acertado, intentando canalizar la oposición vecinal a la tauromaquia en San Sebastián de los Reyes, y a quienes estas líneas suscribimos nos satisface haber contribuido, entre otras muchas personas, a realizar. Pero pretenden evitar hacer ver que ese trabajo ha sido colectivo y compartido por todos nosotros/as, y no exclusivamente por la minoría que permanece en el colectivo. Para ser fieles a la realidad, el concejal Julián Serrano Pernas y su familia, que son la mayoría de los que actualmente permanecen en S.A., jamás se les vió en convocatorias de S.A. ni animalistas en general hasta el año 2015, como así acreditan las fotografías de convocatorias de esos años. Ese año fue precisamente el año en que esta persona ocupo el acta de concejal.

 

A quienes estas líneas suscribimos, y en relación a algunas de las afirmaciones que se realizan en el comunicado, nos parece que el camino acertado pasa por conformar un movimiento popular contra la tauromaquia que ejerza presión social desde la calle en las instituciones y que, de forma efectiva, pueda también ejercer la función de lobby animalista frente a los distintos actores políticos -véase  http://www.esloquehay.es/un-lobby-animalista/ .

 

Pero precisamente para poder llevar adelante de forma efectiva esta tarea, valoramos algunos de los errores graves cometidos desde S.A. en toda esta etapa por algunos de sus miembros, y que han sido el desencadenante de la situación en que nos encontramos en la actualidad. Errores que dejan ver de forma clara el nulo conocimiento de lo que supone ejercer la función de lobby animalista como movimiento social por parte de algunos de sus integrantes. Para acreditar este hecho baste un ejemplo de varios que se pueden mencionar: http://cadenaser.com/emisora/2016/05/27/ser_madrid_norte/1464346948_523644.html

En esta noticia, publicada por la cadena Ser en mayo de 2016, se hace referencia a la censura ejercida por el Ayuntamiento de San Sebastián de los Reyes con respecto a una exposición de pinturas contra el toro de la vega que se pretendió llevar a cabo desde el colectivo Sanse Antitaurino. En la noticia podemos ver que vuelve a ser el concejal Julián Serrano Pernas quien aparece en escena, esta vez ejerciendo directamente de portavoz del colectivo Sanse Antitaurino ante los medios de comunicación. Un político honesto y responsable, que decide apoyar una causa o incluso a un colectivo, debe hacerlo a nivel testimonial desde el límite y respeto a la autonomía y entidad del propio colectivo. Resulta dramático que sea un concejal electo quien ejerza directamente de portavoz de un colectivo ante los medios, ya que al hacerlo inevitablemente ese colectivo pierde su razón de ser vinculándose con un partido político y con los intereses políticos de un concejal particular. Eso se traduce en que personas que puedan simpatizar con el movimiento antitaurino pero quizás no sean afines con ese concejal en concreto ni con las políticas de su partido y no quieren que se les relacione con él, se sientan excluidas.

Así ha sucedido durante estos años con algunas personas de Sanse y Alcobendas, que se han ido desvinculando del movimiento antitaurino o que directamente han preferido no participar pese a simpatizar con la causa debido al rechazo, por motivos personales o políticos, a esa vinculación del colectivo S.A. con el entorno del concejal Julián Serrano. De esta forma restamos, no sumamos.

 

En sintonía también con esto, el comunicado firmado por S.A. califica de crítica destructiva que se publicase un artículo con la imagen del citado concejal en un Pleno del Ayuntamiento donde apareció con una prenda de Sanse Antitaurino. Nos parece llamativo que a estos ex compañeros que se muestran tan indignados no les pareciera cuanto menos cuestionable que en la concentración contra la capea celebrada en Sanse el pasado 21 de enero este concejal contactase con Podemos Animalista Estatal para que difundieran en redes sociales su fotografía en un instante tras la pancarta y le mencionarán con nombre y apellidos en la publicación, sin ni siquiera dejar constancia de quien había hecho esa convocatoria.

No es nuestra intención estropearle a nadie su precampaña electoral para las próximas elecciones del 2019. No tenemos intereses personales en ninguna candidatura, a diferencia de algunos/as de los miembros que permanecen en el colectivo. No es nada personal, pero resulta clara y evidente la intencionalidad política cuando un concejal actual, que además está inmerso en un proceso de precampaña electoral en este caso dentro del nuevo círculo de Podemos Sanse, acude a varios actos políticos con prendas bien visibles de Sanse Antitaurino, o a Plenos del Ayuntamiento, sin ni siquiera consultar a la asamblea la conveniencia o no de hacer eso. La repercusión y consecuencias para las finalidades del colectivo que pueda tener que un cargo público que permanece en el foco de atención mediático haga eso es lo único que nos preocupa.

 

Abordando otro de los asuntos que refleja el comunicado en cuanto a las líneas rojas a establecer en la admisión de miembros y acerca de la confluencia con otros colectivos o luchas sociales que no sean del ámbito animalista.

Pese a la innecesaria aclaración que hace el comunicado sobre no admitir en un colectivo que se declara antitaurino y lleva esta palabra en su denominación a personas taurinas, lo cual es de pura lógica, también lo es afirmar un hecho innegable: las personas de ideología fascista en Sanse jamás se han acercado al movimiento antitaurino de la localidad, muy al contrario algunos de ellos participan en actividades de la tauromaquia programadas por el Ayuntamiento como se ha denunciado públicamente en algunas ocasiones -véase: http://www.esloquehay.es/senor-alcalde-el-sueno-de-la-razon-produce-monstruos/

En relación al apoyo mostrado por Sanse Antitaurino a otros colectivos y luchas de carácter no animalista, y la difusión que desde sus redes se da a esas convocatorias, habría que mencionar varios aspectos.

En primer lugar hay que afirmar que ninguno de quienes suscribimos este escrito participamos exclusivamente en luchas de carácter animalista o antitaurinas.  Para nosotros/as esta es una lucha más, en el mismo orden de prioridad e importancia que otras. Todos/as nosotros llevamos no pocos años participando además en el activismo de otro tipo de luchas: feminismo, derechos laborales, antiracismo, vivienda, sanidad pública, ecologismo, etc. Lo hacemos a título personal, acudiendo a otras convocatorias o incluso participando y siendo miembro de otros colectivos.

El problema viene cuando un colectivo antitaurino, cuya razón de ser es la acción contra la tauromaquia, y que por coherencia de principios también debe dar a apoyo a la defensa de los derechos animales y todo lo relacionado con ella, se usa, quizás por parte de algunas personas que no se declaran animalistas, como un colectivo político, tal y como a nuestro juicio ha ocurrido en alguna ocasión con S.A. Se distorsiona por completo sus principios y finalidades y razón de ser.

Cada uno en su ámbito individual puede apoyar y participar en las luchas que considere oportuno, pero ese ámbito individual jamás se debe entrometer en el de un colectivo con unas finalidades muy concretas. Con mayor razón aún cuando se da la circunstancia de que se usa un colectivo antitaurino para mostrar apoyo a otras plataformas o colectivos no animalistas y vemos que no es un apoyo recíproco, como en demasiadas ocasiones tristemente ocurre.

 

 

Concluimos en este punto nuestro análisis y valoración de lo ocurrido y del comunicado que han publicado desde S.A. Hemos considerado oportuno redactarlo y hacerlo extenso debido a las preguntas y dudas que mucha gente nos estaba planteando, y para exponer nuestra humilde opinión sobre los motivos por los que consideramos que el movimiento antitaurino avanza de forma destacada en todo el Estado mientras que en San Sebastián de los Reyes, en los últimos años, parecía debilitarse.   

Sabemos que habrá a quienes lo aquí expresado moleste, pero más molestia causa el comprobar cómo se destruye trabajo, esfuerzo y colectivos por intereses que nada tienen que ver con la defensa de los animales, y comprobar además como se carece de una mínima reflexión y autocritica sustituyéndola en algunos casos concretos por un falso victimismo y por el desprecio por parte de aquellos para quienes electoralmente, por tener principios y ética, has dejado de ser de utilidad. Todo lo aquí expresado es algo fácilmente comprobable. Ha sido una experiencia más de la que extraemos aprendizaje colectivo, lecciones que esperemos sean también de utilidad para otros colectivos antitaurinos/animalistas, y por supuesto un trabajo realizado contra la tauromaquia que desde ya estamos continuando, ahora con más fuerza, unidad y acierto que nunca. Desconocemos el recorrido que a Sanse Antitaurino le quedará, para todos/as nosotros ya “ha muerto” en cuanto a que se ha convertido en una distorsión irrecuperable que poco o nada tiene que ver con el proyecto inicial con el que se creó.

 

Nos vemos en nuevos proyectos contra la tauromaquia y en defensa de los derechos animales en Sanse.

 

TAUROMAQUIA ABOLICIÓN

1 comentario
  1. Bravo
    Bravo Dice:

    Impecable. Gracias por explicar todo a quienes no sabíamos lo ocurrido.

    He leído el comunicado de Sanse Antitaurino y la verdad es que es un panfleto donde se contradicen desde la primera letra al último punto. Encima no explican nada de lo sucedido.

    Por supuesto el concejal mencionado, su familia y todos los miembros de lo que queda de esa mal llamada asamblea ciudadana, que pone la imagen de Julián Serrano como si fuera el Lenin intelectual de Sanse y no sabe ni escribir dos palabras sin faltas de ortografía, lo cual es lo común en ese grupúsculo, están pidiendo en redes que difundan el panfleto.

Los comentarios están desactivados.