Luca Brasi sobre los toros

2019, otro año sin progreso en SanSe

Vuelve a  Esloquehay Luca Brasi, compañero en las letras, en las calles y en las redes. Lo hace en vísperas del chupinazo de las fiestas de SanSe, esas que la beatería local se empeña en presentar “en honor al Santísimo Cristo de los Remedios” (como si en este pueblo todos fuésemos beatos), esas que los amigos del maltrato animal pretenden llenar de cuernos y cabestros. Vuelve Brasi abrasando con su discurso ácido. Esloquehay reproduce a continuación su última producción. [Foto: eldiario.es].

Hace mucho tiempo que dejé de apelar a la compasión hacia los toros cuando defiendo mis argumentos contra la tauromaquia, que son muchos. Enseguida me di cuenta de que si la sociedad en la que vivo no ha superado el racismo, el sexismo, la homofobia, etcétera, mal entendería que una especie diferente a la nuestra tuviera derecho a vivir. ¡Cómo nos gustan todas esas líneas divisorias que nos separan de los diferentes y que nos son placenteras cuando nos sentimos superiores!

La historia nos enseña que siempre fue muy difícil y costoso romper las cadenas de los esclavos. Con los animales será aun peor, ya que no tienen voto que intentar atraer, ni tan siquiera voz para levantarla.

El 24 de julio se despertó mi parte animal cuando me recordaron, con cohetes, a la antigua usanza, que en este pueblo, el mío, nos seguimos divirtiendo con la muerte de terceros, y digo que se ha despertado mi parte animal porque empaticé con aquellos a los que les toca morir para regodeo de otros. Aunque no sean de mi especie, siento tristeza y no consigo entender por qué algo tan tétrico y atrasado no queda fuera del sentido común.

Pero no es solo cuestión de sensibilidad y empatía con los animales. Es cuestión de demostrar que realmente se quiere algo mejor para nuestro pueblo. Por cabezonería en algunos casos; por miedo, en algunos otros, han condenado a las fiestas de agosto a sucumbir… cuando en otros tiempos presumíamos de tener las mejores de la provincia… Ahora, ya no lo son, está claro.

Los que podían parar esto no tienen ninguna intención; de los que gobiernan (como de aquellos a los que ahora les toca hacer de oposición)… nada que esperar. Todos a una, nadie discrepa, ni los supuestamente más sensibles a los sufrimientos ajenos.

La derecha se mantiene firme en sus convicciones, por irracionales que estas sean. Ni se plantea hablar del tema.

Los que se dicen izquierda, los que más me duelen, cobardes e insensibles, se unen a la derecha.

Los más atrevidos (porque no gobiernan) no pasan de pedir un referéndum, como si la pena de muerte, la violencia hacia las mujeres o los abusos a los niños, por ejemplo, se pudieran votar y fuesen cuestión de opinión, y no de justicia.

Otros opinan textualmente:
“Creemos que los encierros son patrimonio cultural del municipio a respetar desde las instituciones municipales.
Por el contrario, estamos convencidos de que las corridas de toros son un espectáculo violento y sangriento que no es seguido masivamente por nuestra ciudadanía, tal y como puede apreciarse en la creciente y reiterada ausencia de público en la plaza de toros. En caso de realizarse dichas corridas de toros, deben estar financiadas exclusivamente por capital privado”

Los que suscriben esto* están muy perdidos, rozan el ridículo, no saben de lo que hablan y mucho menos tienen algún sentimiento hacia los animales.

Muchas veces ha explicado el gobierno municipal que (1) solo se pagan con fondos municipales los encierros, para lo que es necesario alquilar la plaza de toros, comprar los animales y hacerse cargo de todos los gastos derivados de los encierros y que (2) el gobierno municipal nada tiene que ver con los espectáculos que se celebran por la tarde.

Mal pinta esta legislatura que acaba de empezar, otro largo periodo de más de lo mismo.

El 24 de Julio, con un ruido ensordecedor, se anunció que en la última semana del mes de agosto se ejecutarán 36 animales durante las fiestas “en honor al santísimo cristo de los remedios”. Los sacrificios a los dioses ya suenan un poco anacrónicos.

Luca Brassi

*El autor se refiere, sin mencionarlo, explícitamente, a un Ruego presentado por Podemos SanSe en el pleno del pasado mes de julio que ha desencadenado toda una catarata de críticas en el colectivo animalista local.