Manifestación jubilados Sanse

400 jubilados recorren las calles de Sanse y piden un lazo marrón en el balcón del Ayuntamiento

El pasado lunes 12 de marzo alrededor de 400 vecinos y vecinas en su mayoría jubilados, recorrieron las calles de Sanse en defensa de unas pensiones dignas.

Convocados por la Plataforma en Defensa de las Pensiones Públicas de Sanse, ciudadanos y ciudadanos sin banderas, logotipos, ni enseñas de equipo ninguno, salieron de la Plaza del Ayuntamiento de San Sebastián de los Reyes tras solicitar por registro al Equipo de Gobierno que desde el día 16 al 31 de marzo en la fachada del ayuntamiento desplieguen una pancarta con un lazo marrón en solidaridad con la lucha de los pensionistas y en contra de la miserable subida para este año del 0,25%”

Recorrieron la Calle Real y Avenida de España hasta llegar frente a la Agencia de la Seguridad Social y el Centro de Salud donde se leyó un comunicado del que destacamos el siguiente contenido literal:

“Somos testigos como se ha evaporado el dinero de las huchas de las pensiones, especialmente durante los últimos 10 años de crisis económica. Hemos podido comprobar cómo el dinero ha salido a espuertas de las arcas públicas, hemos visto como se sucedían los casos de corrupción, y como los responsables siguen en la calle, en sus mansiones o en suiza, pero la justicia no ha podido poner a los responsables de nuestra crisis socioeconómica donde se merecían estar, entre rejas. Hemos visto como los bancos han repartido a dedo el dinero que a todos nos corresponde y cuando han caído estos, hemos sido quienes hemos tenido que levantarlos, nosotros y nosotras, panader@s, bomber@s, profesor@s, agricultores, miner@s, Albañiles, etc. En definitiva, los pensionistas la clase obrera, somos siempre los que tenemos que pagar por los errores de los ricos avarientos que nos roban a dos manos y siempre nosotros somos los que tenemos que sufrir en nuestras espaldas el yugo de no llegar a fin de mes.

En este caso nos tocó pagar a los pensionistas; tras el rescate de 33 000 millones de euros a Bankia, el rescate de las autopistas, todo ello rodeado de promesas optimistas y halagüeñas sobre la devolución del dinero, nos encontramos de frente con la triste realidad, ese dinero estaba perdido. Para sobrellevar la deuda contraída se pagó dicha cantidad con el dinero que a todos nos corresponde, con el dinero de nuestras pensiones, con el futuro de millones de personas, que no tenían culpa de la avaricia y la indecencia de estos ladrones que se dicen llaman clase política.

Hace escasos meses éramos conocedores de la subida de las pensiones de un 0,25% una subida menor que el coste que tuvo avisar a los pensionistas por correo, una subida que no es equitativa con la subida de precios y el IRPF, un aumento que no es suficiente para llevar una vida digna.

No queremos tampoco olvidar a las mujeres que son o serán pensionistas, que perciben hasta un 40% menos por su cotización, porque no debe ser suficiente que la brecha salarial les reduzca el sueldo durante su vida laboral, sino que también sufren las consecuencias de la discriminación hasta el fin de sus días.

Y menos aun nos podemos olvidad de nuestros jóvenes, salimos a la calle a sabiendas que los derechos que hoy nos son inherentes, pueden desaparecer, y sabemos también, que no hay nada más difícil que devolverle al pueblo lo que nos han arrebatado por la fuerza.

Salimos a la calle, haciendo un llamamiento a todo el pueblo porque entre unas y otras estamos poniendo en jaque al sistema político y que de nuevo, tras una vida entera de lucha contra la represión más voraz que ha sufrido este país, demostraremos hoy que aún nos queda mucha guerra por dar todos juntos.

Somos los que luchamos contra la dictadura, somos los que un día pensamos que traíamos las libertades y democracia a nuestro país somos luchadores y queremos ver a nuestra juventud luchando junto a nosotros somos el aliento y la fuerza que nos lleva a seguir adelante y es un verdadero orgullo seguir compartiendo calle día a día con vosotros y vosotras, hombro a hombro y codo con codo.

¡POR UNAS PENSIONES JUSTAS Y DIGNAS!

¡NO A LA MISERABLE SUBIDA DEL 0,25%

5 comentarios
  1. FranciscoP.
    FranciscoP. Dice:

    Donde está la imparcialidad de este medio? Cuando se es crítico, se es con todos o con los amiguetes y su basurilla hacemos la vista gorda y miramos para otra parte? ¿Hay algo de rigor?

    Que hace en una manifestación de jubilados en defensa de las pensiones y que se declara apolítica, un concejal en estos momentos no adscrito del Ayuntamiento de Sanse de portavoz? Porque no están solos los propios afectados, y los que ostentan cargos si quieren apoyar se quedan al final como algunos y ceden el protagonismo? Que hace Julián Serrano, que no es jubilado, haciendo de portavoz y buscando a las cámaras como si de un botín se tratase? Cómo denominamos a eso?

    Se va a mostrar este medio en alguna ocasión más neutral?

  2. Félix hernanz
    Félix hernanz Dice:

    Pues si. El concejal Julián Serrano está utilizando al colectivo de jubilados y su lucha para el interés personal. Usa todo lo que puede para esos fines y de paso convierte en mierda todo lo que toca. A muchos nos duele ver como usa esta plataforma para venderse de cara a las elecciones de 2019, consciente de que es un cadáver político que se arrastra agonizando.

    No ensucieis las luchas de los vecinos con vuestra presencia golfos.

  3. Josune
    Josune Dice:

    Vaya vaya con el tal Julián. Menuda legión de seguidores que tiene. No aparece por ninguna parte en esta información y, sin embargo, ahí lo tienen todos ustedes. Pleno al quince. Dos comentarios: dos veces Julián. ¿Quién está interesado en que Julián aparezca en todas partes? ¿Quién está interesado en que aparezca hasta cuando no aparece?

  4. Josune
    Josune Dice:

    omaigód. Acabo de caer en la cuenta. yo también he mencionado al tal Julián. Tres comentarios. Tres veces Julián… Noooooo. No puede seeeer: en este segundo de mis comentarios también aparece Julián. Tengo que reconocéroslo, FranciscoP y Félix Hernanz, lo habéis conseguido. Es más importante señalar a este medio -no neutral- y al tal Julián -ese hombre que, aunque no está, resulta que sí está-… eso es más importante FranciscoP y FélixH que los 400 pensionistas y sus reivindicaciones. Todos somos Julián. Todos somos Julián. Todos somos Julián. Oeeee Oeoeoe Oeeee. Por cierto, que no se confundan los abuelos: la hucha de las pensiones no se ha ido a tomar por el ful en los últimos diez años, como dice el manifiesto. Se ha evaporado en los últimos seis años. Cuando el ínclito Zetapé dejó el Gobierno, en la caja de las pensiones había más de 66.000 millones de euros (nunca antes ni después hubo tanto dinero en esa caja). En solo seis años de gobierno-desastre PP la caja se ha quedado a ras de suelo. Aquí podéis comprobarlo: https://www.eldiario.es/economia/pensiones_0_713928942.html Eso sí, no dejéis de corear Julián oeoeoeeeee, oeeeee, oeeeee

  5. Perry Mason
    Perry Mason Dice:

    Que si. Que la manifestación ha sido un éxito, siempre mejorable, pero un éxito en este nuestro pueblo. Sin duda.

    Que hay que aplaudir a toda la gente que acudio. Y que esperemos que la del sábado en Madrid sea formidable y vecinos de este pueblo participen en masa.

    Pero hubiera estado bien denunciar desde este medio los intentos descarados de sacar rédito político de algunos, aunque sean amiguetes nuestros. Y ser menos partidistas a la hora de repartir. Es una vergüenza ver fotos de la protesta y que este señor aparezca adosado a los compañeros como una lapa en todas. Todos somos pensionistas jubilados y este señor que no es jubilado pk tiene su sueldo del ayuntamiento y pretende repetir otros 4 años más para llevarselo limpio sin hacer nada se sitúa de cabeza visible y portavoz. Que le gusta más la foto que a un tonto un lapiz.

    Que se ande con ojo el jugador de golf de la Moraleja que lo mismo sus planes en el Circulo no le salen tan bien y le toca volver a la obra que lleva décadas sin pisar. Que siga buscando la foto que está más solo que la una.

Los comentarios están desactivados.