Qué es la COP25

¿Qué es la CoP25?

CoP25 es la denominación abreviada de la vigésima quinta conferencia de las partes (Conference of Parties) de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático. Originalmente, esta 25ª CoP estaba previsto tuviese lugar en Santiago de Chile, pero las movilizaciones ciudadanas que llevan semanas produciéndose en la capital andina contra el Gobierno del conservador Sebastián Piñera, que ya se han cobrado la vida de más de 20 personas, han obligado al Ejecutivo chileno a suspender allí su organización. Madrid ha venido a sustituir así a Santiago de Chile, si bien la presidencia de la CoP25 la mantiene el Ejecutivo americano.

La Conferencia de las Partes (1) fue creada al adoptarse la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático en 1992; (2) es el órgano supremo de la Convención; y (3) reúne a todas las partes de la misma, es decir a los 195 países que la han ratificado más la Unión Europea. Cada año, la CoP se celebra de forma rotatoria en uno de los cinco grupos regionales de la Organización de las Naciones Unidas para analizar el estado de aplicación de la Convención, adoptar decisiones que definan mejor las normas fijadas y negociar nuevos compromisos. Desde 2005, fecha de entrada en vigor del Protocolo de Kioto, se celebra de forma simultánea a la conferencia anual de las Partes del Protocolo de Kioto, llamada CMP.

Objetivo de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático
«El objetivo último de la Convención y de todo instrumento jurídico conexo que adopte la Conferencia de las Partes es -según recoge su artículo 2- lograr, de conformidad con las disposiciones pertinentes de la Convención, la estabilización de las concentraciones de gases de efecto invernadero en la atmósfera a un nivel que impida interferencias antropógenas peligrosas en el sistema climático. Ese nivel debería lograrse en un plazo suficiente para permitir que los ecosistemas se adapten naturalmente al cambio climático, asegurar que la producción de alimentos no se vea amenazada y permitir que el desarrollo económico prosiga de manera sostenible»

¿Quién participa en las CoPs?
Los representantes de cada país firmante de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 1992 participan en las conferencias de las partes (CoPs), es decir 195 Estados más la Unión Europea, que es Parte, además de sus 28 Estados miembros. Así, la Convención Marco es una convención universal. También participan en estas conferencias los actores no estatales de la sociedad (organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, entidades territoriales, sindicatos, empresas, científicos, jóvenes).

Antecedentes históricos de la negociación sobre el clima
La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático fue adoptada en 1992 en la Cumbre de Río. Entró en vigor en 1994 y ha sido ratificada por 196 Partes. La primera aplicación práctica y vinculante de esta convención se oficializó con el Protocolo de Kioto. Adoptado en 1997, entrado en vigor en 2005 y ratificado por 192 Partes (Estados Unidos nunca lo ratificó), impuso a 37 países desarrollados unas reducciones de emisiones de un 5% de media con respecto a 1990 (8% para la UE) en el periodo de 2008 a 2012.

Después del 31 de diciembre de 2012
El Protocolo se prorrogó en la Cumbre del Clima de Doha, e impuso un objetivo de reducción de las emisiones globales de gases de efecto invernadero a los países desarrollados de por lo menos un 18% entre 2013 y 2020 («segundo periodo de compromiso») con respecto a los niveles de 1990. El acuerdo final fue impulsado por la Unión Europea, que supeditó la prórroga de su compromiso adquirido en Kioto a la adopción de una nueva hoja de ruta para un acuerdo mundial.

París
La CoP 21, celebrada en la capital de Francia en 2015, marca un hito, ya que en ella se alcanza un gran acuerdo, el Acuerdo de París, que se centra en tres grandes objetivos:
1• Mantener el aumento global de la temperatura por debajo de los 2°C, prosiguiendo los esfuerzos para limitarlo únicamente a 1,5°C.

2• Aumentar la capacidad de adaptación a los efectos adversos del cambio climático, promoviendo un desarrollo con bajas emisiones de gases de efecto invernadero.

3• Orientar los flujos financieros para lograr un desarrollo resiliente al clima y de bajas emisiones.

La importancia de la CoP 25
En la CoP 24, celebrada el pasado año en la ciudad polaca de Katowice, se acordaron las reglas que deben guiar el desarrollo del Acuerdo de París; la CoP 25 debe marcar el inicio de una nueva etapa: una vez fijados objetivos y reglas detalladas de funcionamiento, ha llegado el momento de que los gobiernos presenten sus compromisos para poder cumplir globalmente lo acordado. Se trata de una cuestión crucial, ya que las “Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional” presentadas hasta la fecha (conocidas por sus siglas inglesas, NDCs) no resultan suficientes. En esta CoP 25, por lo tanto, se pondrá el énfasis en la acción climática, en la búsqueda de compromisos ambiciosos por parte de gobiernos y sociedades para transitar hacia un mundo sin emisiones netas de gases de efecto invernadero.

El lema de esta COP25 es “Tiempo de actuar/ Time for action”, el momento es ahora, que es precisamente el hashtag oficial de la cumbre. Y el símbolo más gráfico para mostrar esa sensación de urgencia es un reloj. Ese reloj, cuyas manillas son el propio Chile, constituye el elemento clave del logo. Madrid se incorpora a este logo con el amarillo de la bandera de España.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>