desigualdad-economica

Sanse, declarado Ayuntamiento “pobre” en servicios sociales.

Un tweet de Izquierda Independiente el pasado 31 de diciembre hacía pública la declaración de San Sebastián de los Reyes como “Ayuntamiento POBRE” en Servicios Sociales.

El estudio realizado por la Asociación Estatal de Directoras y Gerentes de Servicios Sociales, califica a los Ayuntamientos en función de la inversión social que realizan, y en el caso de San Sebastián de los Reyes su gasto es inferior a 45€ por habitante y año, por lo que es declarado Ayuntamiento POBRE.

Esta clasificación entre Ayuntamientos “excelentes”, “precarios” y “pobres” la realiza la Asociación Estatal de Directoras y Gerentes de Servicios Sociales, teniendo en cuenta y analizando los presupuestos que los ayuntamientos dedican a Servicios Sociales y Promoción Social, con datos correspondientes al presupuesto liquidado del año anterior que publica el Ministerio de Hacienda.

Ya en el pasado mes de julio, ante la aprobación del presupuesto 2020 presentado por el Gobierno municipal de San Sebastián de los Reyes (PSOE y Ciudadanos), tanto Izquierda Independiente como Podemos Sanse alertaron de que el municipio no invertía lo suficiente en gasto social y que había sido declarado “POBRE” por esta institución que reúne a Trabajadores Sociales, Psicólogos, Sociólogos, Educadores, Abogados… con años de experiencia en servicios sociales. 

San Sebastián de los Reyes no tiene deuda pública. En 2018 el Ayuntamiento debía 2.419.821 euros, saldó sus cuentas y desde 2019 dispone de unas arcas saneadas. Tan saneadas que su deuda pública ascendía en 2019 a 179€ (ciento setenta y nueve euros).  Seguro que cualquiera de nosotr@s tenemos una deuda muchísimo mayor.

A pesar de esta circunstancia, el Ayuntamiento de Sanse ha sido declarado POBRE en Servicios Sociales en el ejercicio 2019, y los presupuestos aprobados para 2020 no mejoran las partidas presupuestarias que pudieran contribuir a mejorar el bienestar social de su población, y sobre todo a reducir la desigualdad.

Fueron aprobados en el mes de julio 2020, en plena pandemia, en pleno conocimiento de las colas del hambre, del incremento de conflictos por hacinamientos, en plena epidemia de ERTES y despidos, con incesantes desahucios en tiempo de confinamiento, un confinamiento que puso en evidencia la enorme brecha digital cuando tuvimos que hacer frente al teletrabajo o a la educación on-line. 

Con ese conocimiento, y con las previsiones en materia de empobrecimiento, el Ayuntamiento de San Sebastián de los Reyes aprobó un presupuesto que destinaba a servicios sociales prácticamente lo mismo que dedicó en el presupuesto del año 2016, según denunció Izquierda Independiente. Con ese conocimiento PSOE y Ciudadanos presentaron y aprobaron unos presupuestos, para este ejercicio y probablemente para el resto de legislatura, en el que los Servicios Sociales, las medidas de protección y promoción social, las iniciativas que reducen la desigualdad social y la pobreza, y que garantizan en condiciones de igualdad el acceso a los recursos… no encontraron refuerzo.

El Ayuntamiento de San Sebastián de los Reyes destinó en 2019 menos de 45€ por habitante y año a políticas de protección social, de ahí la calificación de Ayuntamiento POBRE por la Asociación Estatal de Directoras y Gerentes de Servicios Sociales.

Frente a los 4 millones de euros destinados al capítulo de Servicios Sociales y Promoción Social en el presupuesto de 2019 de Sanse, los más de 11 millones de euros que fueron a parar a partidas de Seguridad y Movilidad ciudadana, por ejemplo.

Frente al 1.243.439,30 euros del Fondo de Contingencia y Emergencia Sanitario Covid-19, los 3.146.000 euros que el gobierno de Sanse dedicará a la Ciudad del Rugby, también por ejemplo.

 

ranking